“Habló Adonai a Moshéh y a Aharón diciendo:

Este es el decreto de la Toráh, que ha prescripto Adonai diciendo: Habla a los hijos de Israel y que te tomen una vaca roja, perfecta, que no haya en ella defecto, sobre la cual no haya subido yugo.

 Se la habréis de dar a Elhazár, el cohen, y él la sacará a las afueras del campamento y la habrá de inmolar frente a él.”

 

En esta ocasión la Torah nos relata uno grandes misterios y secretos del Rey. A lo largo de la Historia grandes Sabios como el Rey Shlomo se han dedicado a investigar el misterio que encierran los mitzvot y precisamente para el decreto de la Pará Adumá /vaca Roja, Shlomo haMelej dijo que “era incomprensible”.

“Yo pensé que alcanzaría sabiduría, pero ella ( el entendimiento de la mitzvá de pará adumá) está lejos de mí”

(Kohelet 7:23)

Y es que precisamente el Midrash enumera 4 mitzvot que caen en la categoría de Jukim:

  • La ley de Ibúm (levirato)
  • Sha’atnez (mezcla de lana y lino)
  • Seir LaAzazel / El macho cabrío a Azazel
  • Pará Adumá / La Vaca Roja

Ya que precisamente es un misterio por qué esta miztvá tiene la capacidad de purificar a quien se encuentra impuro, pero a su vez impurifica a quien interviene en el rito. Y no es que no tengan lógica estas mitzvot que se encierran en la categoría de Jukim, sino que la lógica divina encierra un misterio tal que no es perceptible ante la lógica humana y esto es precisamente lo que nos recuerda que la bendita Toráh tiene una esencia divina, a tal grado que jamás podremos decir “ ya la estudie toda” , incluso los sabios del Talmud han titulado a esta mitzvá como “El decreto del Rey”, un decreto que solo nos queda obedecer y tratar de comprender un poco quizás a nuestro limitado intelecto humano.

La tradición de Israel nos enseña que a lo largo de la historia se ha llevado a cabo este rito de la Pará Adumá / La Vaca Roja 9 veces y que una décima está destinada a ser realizada por el Mashiaj, pues el con su vivo ejemplo nos enseñara el misterio de esto.

Si lo analizamos de una manera un poco más detallada, nos damos cuenta que los kohanim, quienes preparaban este sacrificio anulaban su persona ante el pueblo y ellos necesitaban estar forzosamente puros para poder entrar en un estado de impureza en lugar de los Bené Israel.

A veces incluso este concepto visto desde otra perspectiva nos lleva a la misma duda ¿Por qué Moshé no entro a la Tierra de Israel? , tal pareciera que quien vive como una guía para am Israel y quien entra en un estado de Pureza por sus propios méritos es candidato perfecto para anteponerse por el pueblo de Israel.

Como dijo Rabenu Yehoshua:

“Nadie tiene un amor mayor que éste: que uno dé su vida por sus amigos”

Y precisamente este Tzadik a quien nosotros reconocemos como Mashiaj aun después de su ausencia física, nos revelo tal concepto de la Pará Adumá / La Vaca Roja, pues el siendo un varón recto, justo, shomer toráh uMitzvot, dio su vida por un pueblo, no solo adquiriendo la carga del pueblo, sino anulando su voluntad ante un propósito nacional que trascendió generaciones, cortándolo de la tierra de los vivos para darnos la oportunidad de reconectarnos con el Rey.

Tal como una vez Iojanan Ben Zakai le dijo a sus alumnos:

Les dijo el maestro: “Por vuestra vida! Ni es el hombre muerto el que impurifica, ni son las cenizas diluidas en agua las que purifican; sino más bien, la ley correspondiente a la vaca roja es un Mandato del Eterno. que nos dice: Una ley Yo he legislado, y un Decreto Yo he decretado, y no tienes derecho a infringir Mi Decreto”.

 (Ialkút Shimhoni  Parashát Hukkát)

 

Si así Hashem ha decretado que los tzadikim paguen por el pueblo, solo él es quien sabe cuál es la gran recompensa que esos Tzadikim han obtenido y por qué los aparto de este mundo o no los dejo entrar a la Tierra prometida.

 

Shabat Shalom

 

Biniamin B. Malaj

 

 

 

 

Share Button
Biniamin B. Malaj | בנימין בן מלאך
Biniamin B. Malaj | בנימין בן מלאך

Latest posts by Biniamin B. Malaj | בנימין בן מלאך (see all)